martes, 16 de marzo de 2010

AC/DC Subiaco Oval 06/03/10 Perth (Australia)

Ya han regresado mis amigos de Perth de disfrutar de un estupendo viaje y de dos grandes conciertos, vienen encantados, cargados de experiencias, felices, y bueno mil cosas mas que no viene que queda mas que nada para los mas allgados, el motivo de esta entrada es para colgar una cronica que mi buen amigo Juanjo "Australiano" se ha encargado de hacer. Y son miles las gracias que le doy, porque sabiendo lo complicado que ha tenido hacerla, con el poquisimo tiempo que ha tenido, es sinceramente de agradecer. Como tambien es de agradecer que me haya adjuntado un par de fotos del show. Una abrazo fuerte Juanjo. Alla va:

AC/DC – Perth. 06-03-10


Toma 1;


Bueno pues ahí va, si digo ahí va otro concierto de AC/DC, es decir mas de lo mismo las campanas, la muñeca, los cañones y demás.

Pues que os creéis que iba a ser distinto a otro show de los australianos, pues no amigos no. Eso si fue la leche.


Toma 2;


He flipao, no hay nada mejor que un concierto de estos tíos, les veas donde les veas son la caña. Cañones, muñecas hinchables, fuego y una música atronadora y de lo más especial para los que estábamos allí. Eso si fue la leche.


Bien, cualquiera de nosotros que sepa quién son AC/DC también sabe que cualquier critica de uno de sus conciertos puede empezar como lo hace la Toma 1 o como lo hace la Toma 2.

Lo que si es cierto es que la conclusión es la siguiente: Fue la leche.


Amigos y queridos amantes de la buena música, la eterna música que estos chicos de las antípodas son capaces de hacer tan fácil, sin florituras ni complicaciones, o eso parece y que llega hasta lo más profundo de nuestros corazones os advierto en Australia se salieron.


El primer concierto en la ciudad de Perth seria el Sábado día 6, darían un concierto más en el mismo estadio, el Subiaco Oval, el día 8 de Marzo lunes y que cerraría la gira por Australia y tras unos días de descanso empezarían a girar por Japón.


Como sabréis Perth es la ciudad en donde Bon Scott, creció y se crió, concretamente a unos 20 kilómetros en un pueblecito de pescadores llamado Fremantle.

Este detalle hacia bastante especial los shows en esa ciudad por parte de la banda, aparte de cerrar el “Black Ice Australian tour”, allí.


El show comenzaba al anochecer y se agradecía algo de “fresco” y que el sol viajara a las antípodas, bueno desde allí a sus antípodas claro, a España, en un día caluroso en que se alcanzaron los treinta y tantos grados como casi siempre en Perth.

Después de Calling All Cars y Wolfmother, los dos teloneros y las dos bandas australianas, que estuvieron bastantes correctas aunque el sonido quizás un poco bajo pero de cualquier forma y citando a un buen amigo mío en referencia a los teloneros de AC/DC en cualquier show y “a quien le importan”.

Se respiraba en el ambiente algo que por estos lares no es tan habitual, quiero decir, no sé, si es porque están mucho más avanzados que nosotros en organización, tecnologías, etc. o porque lo del rock lo maman desde pequeñitos en ese país, bueno el rock y concretamente AC/DC, pero fue muy grato ver este show, digamos más o menos desde la fila seis, desde el escenario y pegaditos a la gran pasarela por donde van y vienen sin parar Brian y Angus, sin empujones y con el publico más variopinto que he visto.

Es sabido que a los conciertos de AC/DC va toda clase de ser humano amante de la buena música, pero aquí era otra historia.

Yo en París había visto familias enteras en el concierto pero en las gradas sentados y muy cómodos, pero aquí, creerme, había niños, pijos rockeros, ancianos, yuppis de ciudad y mineros del outback australiano con unas pintas de pocos amigos que bueno para que, imaginároslo si podéis.

Pues bien nadie se tocaba ni rozaba y saltabas y gritabas pero guardando siempre la distancia, era distinto, raro, especial no sé, otro tipo de perspectiva con la que poder disfrutar de un concierto de los hermanos Young y compañía y alucinar.

El respeto del personal hacia el prójimo era descomunal y las caras de la gente eran poemas viendo a sus héroes tocando sus canciones favoritas.

“Joder, ahora sí que siento que estos tipos están en su casa”.


Como a lo largo y ancho de toda esta grandiosa gira, comienzan con el video del tren destrozándolo todo a su paso y la exclamación lógica por parte del público cuando a través de una de las ventanas del tren, la fémina de turno levanta su cabeza de entre las piernas de un Brian sonriente y al que todos entendemos en tamaña situación.







Rock and Roll Train sigue abriendo el show y suena realmente bien, le siguen todas las demás canciones habituales del set list del “Black ice Tour” ; Hell ain´t a bad place to be, Back in black, Big Jack, Dirty deeds done dirt cheap, en donde Brian hace alusión a que es la canción idónea para esa ciudad y que es algo a lo que nos tiene acostumbrados en todas las ciudades en donde tocan pero con una salvedad aquí en esta ciudad hace referencia sobre el escenario a que Perth es la ciudad en donde la cerveza le sabe distinta y le gusta más .

Seguimos con el show y la siguiente bomba en caer es Shot down in flames, seguida de una muy coreada y monumental conocida Thunderstruck.

Llega un momento, si cabe decirlo, un poco más apacible con Black Ice, seguida de la siempre esperada y que nunca defrauda The Jack, en la cual ya nos tienen acostumbrados a sacar por las pantallas de video gigantes a las chavalitas de mejor ver acusándolas de tener “jacks” o especie de ladilla australiana malvada entre sus piernas y con las que Bon Scott tuvo que luchar más de una vez, como nos cuenta la canción.

Sobre este particular solo recalcar algo que seguro algún observador como yo se ha dado cuenta también. Porque en Madrid ninguna chavalita enseñó las tetas? Porque os aseguro que en Australia vimos unas cuantas.

Bueno lo realmente alucinante una vez más de esta canción en directo es el solo que se marcó Mr. Angus. genial, supremo, en dos palabras im-presionante.

Bien seguimos vivos en este mar de emociones y nos bombardean con Hells Bells y por supuesto la campana del infierno bajando desde lo alto del escenario y un Brian que con 62 años sale corriendo desde el fondo de la pasarela y se cuelga como es habitual de la cuerda de la campana para hacerla sonar.

Con que vitalidad se le ve a este hombre, es alucinante.

Seguimos con Shot to thrill, aquí sin comentarios, que canción! Que queréis que os diga, pues eso….

War machine es la siguiente, con el respectivo video-clip.

Y ahora es cuando esperábamos algo que sabíamos por los afortunados que habían visto a la banda en Australia en otras ciudades, otro cambio en el set-list.


Se cae del mismo Anything goes para ofrecernos un High Voltage muy especial y no escuchado en directo desde hacía bastante tiempo.

Además de sonar genial y perfecto en su ejecución está acompañado por las pantallas de video gigantes por fotos de Bon Scott de su época más temprana en AC/DC, fotos extraídas del video de Jailbreak, vestido de golfo típico australiano y de sacerdote, ya sabéis a las que me refiero un gusto para la vista y encima en aquella ciudad, su ciudad. Tratar de imaginar a los aussies, (y a nosotros) simplemente enloquecían.

Pero no es todo, todas las fotos expuestas por las pantallas de video gigante eran fijas, menos la última foto, que para asombro de todos se vuelve virtual y nos guiña un ojo, literalmente como suena.

Dios mío, Bon Scott está vivo nos está viendo y nos ha saludado.

Cada uno que imagine lo que quiera, que canción, que fotos, que espectáculo, otra vez está pasando me vuelvo a ir de un concierto de AC/DC pensando este es el mejor que he visto.

El show sigue y nos regalan de nuevo You shook me all night long , en donde el personal corea el estribillo sin descanso y ni nos dejan respiro con la siguiente, TNT.

Nos preparamos al ver esa gran muñeca hinchable, la cual inflan por encima de la locomotora infernal con cuernos y que nos escupe fuego de vez en cuando, si señor esa muñeca más conocida por todos como Rosie y que da nombre a la que para muchos es el mejor y con diferencia riff del Rock and Roll creado por una banda, si señores hablo de Whole lotta Rosie, como suena, Dios mío, como suena, doy gracias de no ser sordo.

Y que puedo decir de quizás para mi, el climax del show (o uno de ellos), si amigos estoy hablando de Let there be rock.

Lo vuelve hacer que súper solo de guitarra se marca Mr. Young, es impresionante que aguante a ese ritmo, que caña nos da.

Por favor, tengo bastantes menos años que él y no creo que fuera capaz ni de la cuarta parte de lo que él nos regala tocando esta canción como lo hace, es increíble pero cierto yo lo vi.

Después del alucinantemente y extraordinario “Let there be rock” un pequeño descanso para seguir con los bises a los que nos tienen acostumbrados y que siguen sin modificar un ápice.

Highway to hell, en donde sale nuestro Angus de las entrañas de la tierra envuelto en fuego y humo y que al interpretar esta conocidísima canción el Subiaco oval de Perth, se vuelve a rendir ante ellos.

Por último y como todos sabemos el broche final, ese momento en que mientras suenan los primeros acordes de la canción, empiezan a salir de detrás y a los lados de la batería los cañones de For those about to rock, canción entre las canciones, canción situada en el Olimpo de las canciones y que te pone los pelos de punta cada vez que escuchas esos cañonazos y a Brian Johnson gritar “FIRE”.

Pero tengo que deciros y sé que me entenderéis que al mismo tiempo es la única canción que firmaría para no escuchar nunca en un concierto de AC/DC.

Claro que sabéis a lo que me refiero, con esta canción cierran desde hace mucho tiempo sus conciertos y al mismo tiempo que me encanta la “puedo llegar a odiar” con cariño.

Pero todo lo bueno termina alguna vez y este show termina así, como todos los demás.

Perdón, se me olvidaba, he hablado de Brian y Angus, del resto de la banda ni hablo, para que, simplemente PERFECTOS!

Gracias Cliff, Phil y Malcolm.


Bien amigos, experiencia gratificante como la que más. Aconsejables 100% sus conciertos.

Este verano vuelven a Europa, ahorrar y no os los perdáis, merece la pena que les contéis a vuestros nietos dentro de, bueno no tantos años ya, que visteis en directo a la banda de Rock and Roll más grande de todos los tiempos los ACA/DACA, como se les conoce con cariño en las antípodas o para nosotros como les conocemos por aquí los AC/DC.



El Australiano.

6 comentarios:

Chule dijo...

Joder Gordt...pareces Tve, tienes corresponsales en todo el mundo!!Jajaja. La crónica es genial...tiene que ser otro mundo verlos en su hogar. Al menos allí no se olvidan de Bon Scott y aunque no entiendo la razón de por qué en Europa no vemos esos "guiños" deberían saber que tambien le recordamos y que le queremos tanto como ellos. No sé...

ROCK´N ROLL OUTLAW dijo...

Genial que tocvaran High Voltage, y genial la crónica que adjuntas.

¡Un saludo!

manel dijo...

Buen crónica, lo debieron pasar en grande...High Voltage!!Un saludo.

paulamule dijo...

Joder, qué gozada. Un show de AC/DC sin tener que aguantar empujones, pisotones y demás fricciones. Eso debe ser el paraíso. Y si encima cambian la sosa "Anything goes" por la estratosférica "High Voltage" la noche no puede ser más perfecta.
Esos dos cambios ya merecen la pena en un show tan milimetrado como estos.
Buena crónica y los dientes largos aquí en fuckin' Spain. Y encima pasando frío.
Salud.

Rocklive.es dijo...

Muy buena la crónica, sí señor. Creo que el señor Angus y compañía tenían oxigeno de reserva por todo el escenario. Una gozada verles en su propia casa. Les tienen que agredecer un montón. Un saludo

GorDT dijo...

Chule: Y mas porque no todo el mundo se atreve o le aptece hacer cronicas de conciertos. Mis tentaculos son extensos. Yo no veo raro que no se haga mas referencia a Bon, seguro que les tacharian de pesados si en cada concierto y en cada gira lo hicieran. Pero vamos, a mi me encantaria por supuesto.

Outlaw: La verdad que cambian poco el set, pero si es para meter un peso pesado de los clasicos se agradece enormemente.

Paulamule: Se hace raro verdad, que no haya esa presion de las primeras filas. Yo los vi una vez en Alemania y no creas que tampoco tuvimos demasiados empujones. Y dientes largos si que nos han puesto a muchos, e imaginate que yo los conozco y los he escuchado in person relatar estas y otras maravillas del viaje.

Rocklive: Razon llevas, no parece que por el momento se les quede grande el escenario con relacion a la edad y condicion fisica.

Gracias a los cinco por participar y de nuevo a my friend por que esta cronica sea posible.

Saludos!!!